MARINERO DE AGUA DULCE. (Diario de una madre imperfecta)


El timón de este barco, aunque me cuesta reconocerlo lo lleva el Capitán.

A menudo me hago ilusiones y creo que ya he dejado de ser un marinero de agua dulce, que tengo experiencia para llevar el barco yo sola y entonces se levanta la marea, el timón comienza a llevarme y comprendo que solo cuando el mar esta en calma el Capitán me deja hacer para que yo disfrute. 

El Adviento de nuevo ha llegado y en estas fechas siempre tiendo a la nostalgia, me siento así cuando analizo mi vida, pese a saber que mirar hacia atrás solo tiene como objetivo aprender de lo vivido para usarlo en presente. 

El año pasado por estas fechas estaba ansiosa y angustiada, mi hermana estaba embarazada y lejos y yo la quería pequeña, con flequillo, y agarrada a la pernera de mis vaqueros de nuevo. A veces las madres olvidamos que por encima de nosotras está el Padre Supremo. Ese que nos permite participar del don de la vida, que nos regala los hijos para que ayudemos en su crianza y que cuando llega el momento los ayuda a salir de nuestras faldas. Una cree que nadie va a saber hacerlo mejor y que  no hay lugar más seguro que el que esten a nuestro lado.

Cuando tenia catorce años mi madre se quedó embarazada, Marichu es mi única hermana, aunque yo la quiero más como lo que siempre ha sido para mi una hija. Antes de tener los míos propios, no sabia si era así como la quería, después de ser madre, he descubierto que lo único que varia es que no la tuve nueve meses dentro de mi, ni la parí, pero la quiero como a mis hijos y como ahora también quiero a mi pequeño Dani, el suyo.  

No aceptaba la vida que ella elegía, como ya he dicho antes la quería a mi lado. Tenia mis dudas de creer que podría irle bien, una nunca les ve lo suficiente mayores. Imagino que a la mayoría de las madres les pasará como a mi, aunque se lleve mejor o peor. A lo largo de este año voy viendo y comprendiendo que Dios sigue siendo el mejor Capitán del barco, que es Quien sabe dirigirlo hacia el mejor de los destinos y que cuando los marineros mediocres como yo pensamos que el barco zozobra, Él tiene la tormenta controlada y lleva a la tripulación a buen puerto.

Este año afronto el Adviento con otros aires, estoy más ilusionada, no se si es porque no tengo tanta medicación y soy más yo al tener mi cerebro menos contaminado de sedantes. O si es porque realmente comienzo a descubrir cual es mi puesto en esta tripulación a la que pertenezco.
Me alegra mucho esta espera de ver llegar a mi hermana con su familia que es también mía. Me ilusiona afrontar la llegada de unas Navidades con la familia aumentada, Daniel Jesús este año está ya con nosotros y su presencia junto a la de su madre y mis hijos llena mi vida de esperanza y de sensaciones indescriptibles. Añoro aquellas en que la niña era yo, añoro a mis abuelos, y siento angustia si pienso en que pocas más estarán personas que echaremos mucho de menos cuando ya no estén ... 
Pero esta travesía de la vida es así.
El Capitán añade tripulación en cada puerto y a los marineros veteranos los deja en tierra al descanso. Cada uno cumpliendo su cometido, sirviendo su etapa activa.

El año litúrgico acaba de empezar, de momento estoy en el barco, aún me siento un poco a la expectativa, sin descubrir muy bien cual es mi cometido en esta travesía, solo espero tener tiempo y vista para descubrirlo. Y de momento voy a disfrutar de este tiempo de Adviento en que aún no se ha levanto la marea. Esta brisa suave me hace poder respirar ese olor a mar que refresca mi interior y me ayuda a meditar, a estar observando todo el horizonte que mi vista alcanza. A dar gracias por lo que tengo, por quienes me rodean. Intentar vivir el momento sin prisas, sin miedos. Sabiendo que desde el camarote el Capitán no pierde de vista a nadie.





Comentarios

  1. Bieeeen hablastes de mi, me encanta lo voy a leer mil veces, sabes que al igual que tu anelo volver a estar juntas,cada dia que pasa me siento mas orgullosa de pertenecer a la tripulacion que pertenesco,gracias por existir y por ser lo imperfecta que tu te crees ser aunque sabes que no es sierto para mi eres perfecta y la hermana que cualquiera desearia tener tkm gordita

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, mi anonima favorita, que ilu me hace ver un comentario tuyo en mi blog canija.
      Que bonito tu comentario, aunque claro siendo yo la única hermana que tienes te tendrás que jorobar con la que te ha "tocao" Jajaja...
      Te quiero petarda, más que a mi vida, aunque nunca te lo diga ya, tu eres lo mejor que me ha pasado en la mejor etapa de mi adolescencia, un regalo de Dios cuando creía que esos regalos ya no serian para mi. Tú si que eres la mejor hermana del mundo y estoy muy orgullosa de ti, de la mujer en la que te has convertido y de como estas llevando tu vida y de lo que haces por los demás. Eres una cabezona nata, eso es genetico, pero el corazón te supera a la cabezoneria, te quiero nena.Y aunque me quede "delgá" cosa que desafortunadamente nunca sucederá...jeje... siempre seré tu gordita.

      Eliminar
  2. Cuñá y de mi no as dicho na .pues me hacia ilucion cuando estaba lellendo k apareciera tu cuñao por algun lado ( aunque sea limpiando el barco) o( de polizon) que sepas que yo tambien te quiero mucho y por no aberme mencionado estas navidades no llevo jamon para tu casa pero que sepas que me a gustado mucho que te allas acordado de mi niña y de mi dj .muchos besitos para toda la familia y en especial al viejo k es un reflejo de la persona que a mi me gustaria ser (hasta pronto )os kiero

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja... Es que tú eres el pirata que te has llevado a mi niña, canalla. Ella decía que no podía ver ni en pintura a mi Pepe porque le había quitado a su gordita, jajaja, pues yo aunque te quiera te digo ahora que tú te has llevado muy lejos a mi niña, jajaja.
      Anda ya, si tú eres ya muy grande. Y si no he hablado de ti no es por falta de ganas, tengo muchas de contar tu historia, pero no se si puedo hacerla publica, aunque eres digno de admiración por el modo en que has enderezado tu vida cuñao. Y me alegro de que formes parte de mi familia.
      Ya sabes que te quiero, pero cuídame bien a mi niña como lo estas haciendo que si no, jeje, me convierto en la niña del exorcista, jajajaja.

      Eliminar
  3. Mento siento decirte que los comentarios han dejado en segundo plano la entrada,que es muy buena,tú sabes lo que me alegra leeros así. :)

    Un cariñoso saludo a los tres. ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, yo no me los esperaba y me llama mi hermana por teléfono y me dice que como hace que escribe en el blog y no salen los comentarios, jajaja, la pobrecilla no sabia lo que es un moderador en el blog y no se daba cuenta y había escrito un montón de mensajes, jajaja.
      para mi es una bendición compartiros.
      un beso amiga.

      Eliminar

Publicar un comentario

Escribe sin miedos.
Deja escrito lo que piensas.Las palabras liberan a las personas.

Entradas más vistas del último mes.

Daisypath Anniversary tickers