Cuestión de ?





Esta mañana volví de la misa de niños con un dolor de cabeza impresionante. No puedo culpar a nadie, pues cuanto más analizo la cuestión más indicativos encuentro que me apuntan y me señalan. Me acusan y desnudan mis defectos y más coraje me da, así soy yo. Para que veas que de buenecita nada, de nada :)
Hoy parecía una ametralladora de juicios, vamos que pasé a cuchillo mental a todo el mundo a mi alrededor y cada una de las situaciones que he vivido. Ahora me pregunto si así vale de algo esta lucha. ¿Valdrá? 
Aún me pregunto como he vuelto a dar catequesis después del parón de años que he tenido desde que me casé. Y pese a saber la respuesta, lo cierto es que no es fácil dejar de seguir preguntando, ni me gusta dar catequesis, ni me gustan los niños. ¿Entonces porque me llamas para esto?
     Es la principal pregunta que no paro de hacerle a Él. La parroquia a la que ahora vamos tiene un serio problema de falta de compromiso por parte del equipo de catequesis. Los catequistas no asisten a misa con los catecumenos, la mayoría de los padres traen a los hijos por hacer un acto social que toca a esa edad para sus hijos y poco más. Y por muchas ganas que una lleve, que una le eche a esta vocación es un ir dando brazadas a contracorriente.

Me canso, me pongo de mal humor como hoy y pese a que intento que no se note para no dar ocasión de tropiezo a los demás, la mala leche va por dentro. Un veneno interno que me contamina el alma.
Me hace falta paciencia para soportar a los demás cada uno con lo que hacen y son y no esperar nada de nadie. Esto no es ir a puños, no lo llevo yo y aunque con mi trabajo puede ir a mejor, no irá si Dios no lo quiere. Pero yo no sirvo para estar callada, para hacer como que nada pasa. Creo que en cierto modo también está permitido protestar cuando uno ve que no se hacen las cosas bien. Y entonces mis cuestiones vuelven a asaltarme. ¿Será que me paso de perfeccionista, o es celo por mi vocación y el bien de los peques? ¿Estaré faltando con mi actitud a la caridad o estoy siendo una cobarde por no dar la cara? ¿Donde está el limite? ¿Y si para descubrirlo solo he de tener un poco de paciencia más y esperar ver llegar el momento? ¿Y si en la espera dejo pasar el más importante que pienso puede ser el de actuar? Cuestiones, cuestiones, que hoy se me atragantan.
Decía hoy el padre Ignacio que hay que adaptarse a lo que hay y desenvolverse en ello. Imagino que tiene razón, él sabe más que yo de todo esto. Pero a mi la cabeza me dolía cada vez más. LLega el adviento, comienza un nuevo año litúrgico, hay tanto trabajo por hacer, tantas cosas que se pueden mejorar, tantos contratiempos que se van acoplando como un pack de todo incluido. Veo la oportunidad continua de hacer algo y me veo a mi misma también, con tantos prejuicios, tantos interrogantes que se me hacen uno grande en este cabezón mio y no me deja pensar como debería.

Será cuestión de...
...perseverar...?
...tener paciencia...?
...aceptar...?

No lo se, la cabeza me duele, entre las ganas y el desanimo, y este sin fin de controversias que siempre desde que conozco a Jesucristo se despiertan dentro de mi y luchan por imponerse.




Comentarios

  1. Tienes razón Mento.
    Si vieras cuantas cosas hago sin que me gusten.
    Te comparto esto que escribió Néstor en bpope "La bondad siempre "peca" de ingenua, pero si no lo hace, no sería bondad".
    Me gusta la bondad!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias María por tus palabras, me hacen mucho bien.
      Hoy estoy tan agobiada y tengo tanta lucha interior que no encuentro sosiego. Me acosté temprano pero el dolor de cabeza me despertó, cuando tengo ansiedad la cabeza me duele a rabiar y no hay pastilla que me la calme. Y este ha sido un día de esos que alarga la noche.
      Gracias hermanilla, un beso.

      Eliminar
  2. No podemos tapar el sol con una mano Mento.
    ÉL sabe lo que hace y de que manera lo hace,solo nos queda aceptarlo o tirar de paracetamoles.

    Un cariñoso saludo amiga mia :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues tendré que hacer acopio de cajas de paracetamol, jajaja.
      Un beso guapa.

      Eliminar

Publicar un comentario

Escribe sin miedos.
Deja escrito lo que piensas.Las palabras liberan a las personas.

Entradas más vistas del último mes.

Daisypath Anniversary tickers