Blog personal, donde cuento experiencias de la vida cotidiana en relación con Dios, con la familia y con los amigos. Si te apetece desconectar un ratito y descansar, conectaté a este blog, encontraras muchos amigos de los que seguro aprenderas algo bueno, como estoy aprendiendo yo.

ama

ama
Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, con todas tus fuerzas. (Dt. 6,4.)

viernes, 28 de septiembre de 2012

SIN MIEDO A LA CRUZ.

    

      Los que tenemos a Bruce como amigo común, seguro ya conocemos este articulo de Religión en Libertad. Para los que aún no lo habeis leido os dejo el enlace:
     Es un articulo que a mi me ha ayudado bastante el leerlo y por ello quiero compartirlo también contigo hoy a través del blog. Es una entrevista que le hacen al padre Amorth, exorcista de Roma. No tiene ningún desperdicio y es muy clarificadora a mi entender. 
     Ahora que tan de moda está el mundo espiritual. Que la gente más que por la religión se inclina por la morbosidad que pueden sacar de aspectos reales que pertenecen a ella como pueden ser las posesiones demoníacas. Leer lo que tiene que decir un hombre de Dios con la experiencia del padre Armoth es para mi alentador.  
     Después de haberme sentido liberada por completo de todo achaque de mis enfermedades durante un periodo de tiempo tras la imposición de manos en una Pascua de Resurrección de los enfermos. No me cabe ninguna duda de la verdad que encierran las palabras dichas en esta entrevista.
     Personalmente, a parte de la explicación sencilla y real que da sobre lo que es un exorcismo, me quedo con tres frases:

1.      Además, pregunto a los demonios mientras hago este exorcismo: “¿Por qué te empeñas en quedarte? Y me dicen: “No puedo irme porque Dios no me lo permite...

2.      Hablando de los espiritus inmundos: El saberse obligado a hincar la rodilla ante una mujer, la Madre de Cristo... ¡Ah! No puede con eso.

3.     Suele ‘salir’ despavorido por la misma razón: la humillación de la obediencia a la que le obliga Nuestro Señor, que le induce a doblegarse ante un hombre, no ante un ángel o ante Dios mismo: ante un hombre que ha sido santo.

     Por lo leído en este articulo y por las experiencias permitidas en mi vida, doy gracias a Dios por mi ángel de la guarda. Por poner a un ser espiritual al servicio de custodiar mi vida y por la obediencia de este y su dedicación. Por todo ello te doy gracias Señor.

jueves, 27 de septiembre de 2012

LLUEVE. (Donde nadie me oye)



Te doy gracias Dios Padre Celestial; por esta lluvia que nos envías, fecundando la tierra árida del verano. Impregnando cada átomo con tu grandeza, del Poder de tu Gloria que todo lo hace presente y nuevo y que refresca no solo la tierra, sino el interior de cada alma.
Llueve intensamente en estas tierras sevillanas, fieles al sol airado, a la "caló" sofocante que calienta hasta al corazón más helado. 
Llueve.
El momento de ver el ambiente cambiar, sentir el frescor de las gotas de agua, su olor impactante al fundirse en la tierra...Gracias Padre mio. No puedo definir de otro modo este instante que me regalas.

martes, 25 de septiembre de 2012

HE ESPERADO EN EL SEÑOR:(Diario de una madre imperfecta).


A menudo el Señor contesta nuestras suplicas. Yo me arriesgo a afirmar que siempre, pese a que no seamos consciente o no comprendemos, porque no nos parece bien el modo o la respuesta.

Con todo lo que puedo recordar de estos 38 años de vida que tengo, incluido lo muy malo que ha acontecido en mi vida. Puedo confirmar que nunca, nunca, mi suplica al Señor ha quedado sin respuesta.
Hasta en las cosas más insignificantes que he podido pedir, Él siempre ha estado presto a darse ( y muchas le he rechazo yo luego).
Hablo por mi misma y por las experiencias de Dios en mi vida. He esperado verle hacer el número de la cabra por mi, el más difícil todavía, el milagro de curar una enfermedad mortal a un ser querido... 
...Y todo eso lo ha hecho por mi... Pero porque le ha dado la Santísima Gana. No porque yo fuera una pesada, no porque lo pidiese agarrándome con uñas y dientes a esa fe que un día tuvo ávida gana enseñarme. 
No por merecer yo.
Sino porque Él es Dios...
... Y puede... 
...Y quiere...
...Y es lo que conviene en ese momento de mi vida.

 Y eso no quiere decir que sea un Dios injusto, porque no conceda lo mismo a otra persona que pide lo mismo que yo. Porque hoy un niño se muere de hambre y el mio tiene la nevera llena de alimentos y al abrirla no le apetece nada porque puede comer lo que quiera, no. 

Las cosas son así, Dios sabe porque. Yo no siempre lo se.

Así que pido entender no como me gusta que sean las cosas o me gustaria, sino como han de ser y son. Y también pido estar a la altura de las circunstancia para aceptar y actuar si se me pide. Yo puedo no saber, no poder, pero cierto como que estoy escribiendo es que si de verdad pides entender y poder, Dios no niega la Fe.
Ayer estuve en la oficina del INEM de nuevo, ese lugar tan de moda y frecuentado en los tiempos que corren. Después de muchas horas de estar allí, de muchos papeles, que me faltaban por el modo en que mi jefe cerró la empresa mientras yo estaba de baja medica. Después de sentirme injustamente dada de alta por un tribunal medico que seguramente por la situación de crisis y lo mal que andan los fondos de la seguridad social, no tiene otra que dar largas a más de los que debieran. Después de haberme dicho que tenia agotado el paro por tiempo de baja consumido. Después de tantos después que se pueden llamar: necesidades, cosas que ya me pertenecían, casualidades, ect... Ayer me dicen que tengo derecho  a 540 € de paro hasta Mayo. Esto contado y visto puede tener mil entendimientos e interpretaciones. Desde que es pan para hoy y hambre para mañana, hasta que es una chota de suerte como está el panorama económico de las familias de clase obrera con un sueldo inferior a los 980€ base que tiene Pepe en nomina. No hablemos ya de los parados sin ingresos. Puedo ser una medio privilegiada, o una super privilegiada o sencillamente no tener nada de especial esta historia que te cuento; de no ser porque yo se que relación me une a Dios, lo que yo le digo en el silencio y la complicidad de saberme escuchada y lo que enseguida Él me ayuda a saber interpretar.
Para mi, por mi forma prepotente de ser. Por lo que significa creerme el ombligo del mundo en lo que a tener un puesto y luchar por defenderme en el mundo laboral se refiere. Por creerme que puedo ante cualquier situación salir adelante y llevar el salario cada día a mi casa. Por lo que está significando en mi vida verme limitada físicamente por tantas cosas que me pasan una tras otras, que quien me conoce lo que piensa es que tengo que ser, como poco, gafe. 
Hoy se que esto que me ha pasado, sencillamente no es más que una forma que Dios tiene de decirme: 
Toma, quédate tranquila, ya tienes hay el salario que necesitas hoy y no seas ni pesada, ni incrédula. Sino que veas y conozcas que para mi todo es posible. Desde lo poco como esto, a lo que ni tu revoltosa cabecita puede imaginar. Vive hoy, descansa en mi de tantos pensamientos absurdos que te imposibilitan ver a la luz de la fe y haz sencillamente esto que te pido hoy:
  Cuéntalo.
Podría decir que no hay más que contar, porque no me ha pedido nada más. pero por mi parte si hay más. Gratitud.

¡¡Gracias Padre Mio, por tener en cuanta hasta mis tonterías y amarme como tú solo sabes hacerlo. hasta la dimensión de la cruz!!


domingo, 23 de septiembre de 2012

BLOGUEROS Y APÓSTOLES CON LA NUEVA EVANGELIZACIÓN.


     El Año de la Fe, proclamado por el Papa Benedicto XVI, comenzará el 11 de octubre de 2012, en el 50 aniversario de la inauguración del Concilio Vaticano II y concluirá el 24 de noviembre de 2013, en la Solemnidad de Cristo Rey del Universo.

    Ahora más que nunca los católicos debemos de estar en guardia. Se aproximan acontecimientos importantes para nuestra madre la Iglesia. Y también momentos de grandes persecuciones. El ejercito celestial esta en gozo por los días venideros y a su vez el ejercito de los ángeles caídos afinan las espadas para la persecución. 
Ahora más que nunca debemos pedir discernimiento para saber interpretar los signos y estar muy alerta. 

     Aquí en la red los blog católicos cada día son más atacados. Nos meten más virus que sala de enfermería en tiempo de vacunas.  Al blog de nuestra hermana Patricia de FIAT MIHI le ha pasado algo por el estilo. El caso es que esta inactivo. Los que lo hayáis visitado ya os habréis dado cuenta. Pero como nosotros somos los que cuando nos ponen la zancadilla no nos limitamos a caer simplemente... Tengo el gusto de anunciarte que el blog FIAT MIHI SIGUE EN ESTE NUEVO ENLACE: 
http://blogfiatmihi.blogspot.com.es/ vamos , que ya no tienes excusa para visitarlo. Entra y da un empujón a nuestra valiente Patri que ha pasado un quinario para volver a reconstruirlo.

     También tengo el gusto de invitarte a visitar el blog de un nuevo bloguero su nombre es David. Y el de su blog, ay, no puede ser un nombre más apropiado para  darnos un empujoncito al espíritu LEVANTEMOS EL CORAZÓN. Y este es su enlace: 
http://daprietoa.blogspot.com.es/

     Quiero anunciarte que hasta el 25 de septiembre está abierto el plazo para el II ENCUENTRO INTERNACIONAL DE BLOGUEROS CON EL PAPA. Que se celebrará este año en Santander y que comenzará el 6 de Octubre. En este enlace podrás informarte e inscribirte:
 https://sites.google.com/site/2encuentrodeblogueros/home 
Yo que tú si pudiera no me lo pensaría.

     Ah! Y si como yo eres de los despistadillos que se les pasan las mejores. Te cuento que los católicos estamos en estado de Gracia progresivo, je,je. ¡Que tenemos una nueva red social para nosotros! SOMOS TU IGLESIA pincha en el nombre y apúntate, madre mía, es como las puertas de los comerciales el primer día de las rebajas. La marabunta de gente apuntándose, para que luego digan los entendidos de las estadísticas chuflas que somos pocos. Pues pásate y compruébalo por ti mismo. Y eso que hace poco que ha nacido y aún no se ha corrido la voz. Oye, así que ya sabes pásalo.
     
     Como hoy celebramos el día del Padre Pío y  fue él quien dijo:
LOS NIÑOS SALVARAN EL MUNDO.

Y puesto que también hoy en el evangelio se nos recuerda eso de:

QUIEN ACOGE A UN NIÑO EN MI NOMBRE, A MI ME ACOGE, Y QUIEN ME ACOGE A MI, ACOGE A AQUEL QUE ME HA ENVIADO.

Te invito a ver este vídeo que publiqué ayer en el blog de 
Y espero que te guste y te sientas tan bien visionando como me he sentido yo.

                             Y colorin, colorado, esta entrada ha terminado. 

jueves, 20 de septiembre de 2012

RECAUDADOR. (Donde nadie me oye).


     Mateo ex recaudador de impuesto. Recaudador de almas para Dios.

   Que mal visto están los recaudadores Señor. Quizá porque cuando llegan a cobrarnos los impuesto advertimos lo poco que nos gusta dar, incluso lo que debemos al César.
    Y ya no hablemos de dar al César lo que es del César. Que si hablamos de darnos...
     ...¿Acaso no fueron las palabras de Cristo?: "Dar al César lo que es del César y a Dios lo de Dios"

     Y puesto que somos de Dios

   ¿A que vendrá el hacerme la interesante frente a su llamada? ¿Qué más importante hay en mi vida que servir a mi Creador? ¿Porque como Mateo no dejo a un lado eso de contar monedas y trabajar para otro o para mi y me dedico a un oficio con mucho más beneficio, como por ejemplo el de ser apóstol para el evangelio?
     Con el año de la fe en las puertas. Te pido Señor humildad para reconocerme como lo que soy realmente y para que frente a tu llamada, no encuentre yo otro oficio más deseable que el de darme a Ti.


Aquí estoy ahora, Señor. 
Se Tú mi fortaleza para dentro de un rato...
... Y para mañana.

domingo, 16 de septiembre de 2012

1+ (Diario de una madre imperfecta)


Que el 1+ no tiene nada que ver con los +1 de google, no. 
Que es un año más que se agrupa a los 37 vividos y se vuelven 38.

     Lo feliz que era yo en la foto de mi primer cumpleaños. La misma cara se me puso anoche cuando mi hermana, que ya no vive en casa de mis padres (aquí junto a mi casa) se presentó anoche diciendo: Ay mi gordita que ya cumple 38 años mañana. Y la muy canalla me dio la sorpresa. Como hoy no podía venir se encajó aquí anoche con una guarnición de costillas y secretos ibéricos que no tardaron en despertar a media vecindad con el olorcillo al caer en la barbacoa y con una tarta de chocolate y trufe que disparó mis niveles de azúcar en sangre. Y me han hecho pasar una noche de demonios con el atracón. Ya no estoy para esos trotes nocturnos. Nos acostamos tardísimo sentados afuera en la parcela, las noches en Sevilla aún son una maravilla para disfrutar. Y nos dieron las tantas contando cosas divertidas de la familia y chiste. Hoy creo que aún ando con resaca de tanto reírme. Dios mio, me duele la "esquijá "creía que se me desencajaba la mandíbula anoche de tantas carcajadas. 
     Después de las muchas lágrimas que he derramado estos días atrás a escondida, primero sabiendo que Pepe se tenia que marchar y luego por su ausencia, lo de anoche ha sido aterrizar en un oasis, descansar, recuperar mi verdadera naturaleza por que yo soy de las que me río hasta de mi sombra. Y también de dar gracias a Dios porque cumplo un año más. Con todos los problemas de salud que me atañen hoy sumo uno más para poder dar gracias a Dios y decir que solo Él sabe el momento y el porque de cada cosa que nos acontece y que nos puede resultar negativa o incomprensible. Más si somos capaces de confiar en Él y creer su palabra. Cada una de nuestras lágrimas las transformará más tarde en alegría.


     El vídeo que publico en esta entrada no es acto para oídos delicados, te lo advierto. Aunque a mi me encanta como suena. Incluso la letra la hice mía en muchos momentos de estar a solas con Dios. Es difícil entender como una persona puede rezar a su creador con un ritmo tan salvaje y frenético, ya se que soy algo rarita. Pero Dios siempre me ha escuchado y nunca me ha dejado a solas en mi tormento.

sábado, 15 de septiembre de 2012

ADVOCACIÓN: DOLORES...

...VOCACIÓN: HUMILDE ESCLAVA DE DIOS.

Madre que entrega a su Hijo por el perdón de los pecados del mundo. 


Madre que sufre el peso del dolor propio y ajeno. 


Madre, a tus dolores me amparo buscando refugio y consuelo para mi propio dolor humano. 

Que tu corazón traspasado por el dolor sea escudo y protector de mi hombre, dale Madre protección ante toda artimaña del maligno. Protegele en su trabajo de envidias y mal habladurías. Dale fortaleza interior para los momentos de soledad y tráenoslo de nuevo a casa cuando el tiempo se cumpla.






IMÁGENES:

Santísima Virgen de los Dolores. 
Dos Hermanas (Sevilla)
Spain.
  Fotos: Eduardo Fdez. López

viernes, 14 de septiembre de 2012

LA EXALTACIÓN de la SANTA CRUZ.

 «Si es posible, en cuanto dependa de vosotros, estad en paz con todos los hombres.» 
(Rom. 12,18.) 


 Este día nos recuerda el hallazgo de la Santa Cruz en el año 320, por parte de Santa Elena, madre de Constantino. Más tarde Cosroas, rey de Persia se llevó la cruz a su país. Heraclio la devolvió a Jerusalén.

La Exaltación de la Santa Cruz

El cristianismo es un mensaje de amor. ¿Por qué entonces exaltar la Cruz? Además la Resurrección, más que la Cruz, da sentido a nuestra vida.
Pero ahí está la Cruz, el escándalo de la Cruz, de San Pablo. Nosotros no hubiéramos introducido la Cruz. Pero los caminos de Dios son diferentes. Los apóstoles la rechazaban. Y nosotros también. Cuando Clovodeo leía la Pasión exclamaba: ¡Ah, si hubiera estado allí yo, con mis francos!
La Cruz es fruto de la libertad y amor de Jesús. No era necesaria. Jesús la ha querido para mostrarnos su amor y su solidaridad con el dolor humano. Para compartir nuestro dolor y hacerlo redentor.
Jesús no ha venido a suprimir el sufrimiento: el sufrimiento seguirá presente entre nosotros. Tampoco ha venido para explicarlo: seguirá siendo un misterio. Ha venido para acompañarlo con su presencia. En presencia del dolor y muerte de Jesús, el Santo, el Inocente, el Cordero de Dios, no podemos rebelarnos ante nuestro sufrimiento ni ante el sufrimiento de los inocentes, aunque siga siendo un tremendo misterio.
Jesús, en plena juventud, es eliminado y lo acepta para abrirnos el paraíso con la fuerza de su bondad: "En plenitud de vida y de sendero dio el paso hacia la muerte porque El quiso. Mirad, de par en par, el paraíso, abierto por la fuerza de un Cordero" (Himno de Laudes).
En toda su vida Jesús no hizo más que bajar: en la Encarnación, en Belén, en el destierro. Perseguido, humillado, condenado. Sólo sube para ir a la Cruz. Y en ella está elevado, como la serpiente en el desierto, para que le veamos mejor, para atraernos e infundirnos esperanza. Pues Jesús no nos salva desde fuera, como por arte de magia, sino compartiendo nuestros problemas. Jesús no está en la Cruz para adoctrinarnos olímpicamente, con palabras, sino para compartir nuestro dolor solidariamente.
Pero el discípulo no es de mejor condición que el maestro, dice Jesús. Y añade: "El que quiera venirse conmigo, que reniegue de sí mismo, que cargue con su cruz y me siga". Es fácil seguir a Jesús en Belén, en el Tabor. ¡Qué bien estamos aquí!, decía Pedro. En Getsemaní se duerme, y, luego le niega.
"No se va al cielo hoy ni de aquí a veinte años. Se va cuando se es pobre y se está crucificado" (León Bloy). "Sube a mi Cruz. Yo no he bajado de ella todavía" (El Señor a Juan de la Cruz). No tengamos miedo. La Cruz es un signo más, enriquece, no es un signo menos. El sufrir pasa, el haber sufrido -la madurez adquirida en el dolor- no pasa jamás. La Cruz son dos palos que se cruzan: si acomodamos nuestra voluntad a la de Dios, pesa menos. Si besamos la Cruz de Jesús, besemos la nuestra, astilla de la suya.
La Cruz aceptada - no la buscada - tiene un gran valor... Dijo una ostra a otra ostra: "Siento un gran dolor dentro de mí. Es pesado y redondo y me lastima". Y la otra ostra replicó con arrogancia: "Alabados sean los cielos y el mar. Yo no siento dolor dentro de mí. Me siento bien e intacta'". Un cangrejo que pasaba por allí las escuchó y dijo a la que estaba bien e intacta: "Sí, te sientes bien, pero el dolor de la otra es una hermosa perla".
Es la ambigüedad del dolor. El que no sufre, queda inmaduro. El que lo acepta, se santifica. El que lo rechaza, se amarga y se rebela.


Pongo hoy a tus pies Señor la cruz que me mortifica, la que me pesa, me hiere y no quiero. Aunque solo sea hoy, la ofrezco por todos los que sufren. Seas Tú el premio y el consuelo a quien se siente aplastado por su propia cruz. Para que en Ti puedan verla retoñar en cruz Gloriosa.

jueves, 13 de septiembre de 2012

LO MEJOR QUE PUEDES COMPARTIR CON LOS AMIGOS.


     Como decía en mi entrada anterior este ha sido un viaje especial, donde he podido recuperar recuerdos que en mi presente han cobrado de nuevo vida y me han servido para confirmar cuanto he sido amada estos últimos años, en verdad toda mi vida incluso antes de ser.
     Hace quince años camino de la MJM, nuestra primera parada fue en el Santuario de Loyola. Entonces yo no tenia ni idea de quien era San Ignacio de Loyola. Me gustó la Basílica, pero algo de mi quedó allí, entre las paredes de la casa donde Ignacio nació y creció. Era una visita audio guiada, de pronto me sentí fascinada por la historia del Santo, me sentí identificada con la etapa de juventud. Y allí quedó mi desconocimiento. El Señor se me manifestó en aquellas dependencias entre la piedra y el olor de lo antiguo, me hizo sentir viva y no tuve entonces miedo de que al fin pudiese encontrarme esa respuesta que buscaba pero que a un mismo tiempo tenia miedo de oír. Me sentí valiente, como Ignacio y su amigo Javier y supe que podía en aquel momento decir sí a todo lo que Él me pidiera.
     A lo largo de estos años ese ímpetu ha ido mermando, a veces se ha hecho inadvertido. Otras se ha dejado sentir, pero siempre en un segundo plano en mi vida. 
     Hubo una etapa de mi juventud en que no tenia miedo a arriesgar por Jesucristo, tanto era así que salté sin red al matrimonio. Yo nunca me habría casado, ni siquiera con Pepe de no haber sentido que Dios estaba conmigo y que era eso lo que le agradaba. Pero con los años me he vuelto más comodona, me he aburguesado en lo que yo he llamado mi vida: mi familia, mi trabajo y mis gustos y en cuarto lugar mi fe.  He sentido a Dios que me llamaba a ser pronta y vital con aquello que me daba, con esa prontitud  e ímpetu de la juventud. Pero yo siempre he respondido como el necio que cree que por tener años ya ha aprendido de la vida todo lo que esta podía enseñarle. Como si yo mereciera el amor de dios, como si porque Él se había rebajado a mi condición y abierto las puertas del cielo ya todo estuviera hecho. 
     Y entonces en este acomodar a Dios a mi vida y a mis necesidades. En el cumpleaños de su Madre, me encuentro celebrando la festividad del nacimiento de María el sábado pasado allí, donde nació Javier. Desde que llegue la noche del viernes, ya sentía mi corazón acelerado, me pasa cuando Dios me habla al oído y no me interesa escuchar lo que dice. El corazón me late tan aprisa que en alguna ocasión he temido que se me saliera por la boca. No paraba de preguntarme  ¿ donde había dejado aquella joven que sintió la llamada a evangelizar, a salir al mundo como hizo Ignacio, a romper mis ataduras y cumplir la misión para la que he sido creada? Me recordó aquella frase de Ignacio que hice mía ¿Señor que quieres de mi? Y me delató cada vez que después de oír su respuesta he hecho como que no entendía lo que Él me pedía, que vergüenza. A Dios no hay quien le toree, no puedes ocultarte cuando te habla con tanto amor y rectitud. Me había confesado esa tarde en la Basílica del Pilar y había arrastrado conmigo a la confesión a Lucy y a Pepe. Me sentía bien porque sabia que había cumplido con mi misión y la medallita que me había colgado se me clavó como una daga. 

     "Sabes que eso está bien, pero yo espero mucho más de ti y eso también lo sabes"

     Apenas si pude dormir y pedí a la Virgen que me ayudase a ser humilde como Ella, a no ser tan estúpida y pensar que está todo hecho por asistir a misa con los mios o darles el empujón necesario para que se reconcilien con Dios en el Sacramento de la Confesión. Amaneció y celebramos la Santa Misa junto a los hermanos Jesuitas. Durante la celebración y la Consagración no paré de pedir perdón por que no acepto las enfermedades que tengo y hasta pude pedir perdón por estar resentida con Dios y no aceptar mi cruz y cuando se abrió el Sagrario le oí con tanta claridad que comencé a llorar sin darme cuenta. Me decía: "No te escondas detrás de tu familia, no te escondas detrás de tu enfermedad, no te escondas detrás de tu soberbia, yo te amo más que todo eso y te quiero para mi, para que des testimonio de este amor, para que no tengas miedo de decir frente a los demás que te quiero con locura y para que lo digas en primer lugar en tus círculos más cercanos." En cuanto terminó la Eucaristía pedí a un sacerdote que me confesara. Y pude mirar a la cara al que durante más de 60 años había dado su vida al evangelio, medio sordo, sin afeitar, pero con la alegría de haber cantado por teléfono a la Advocación de la Virgen de su ciudad natal el cumpleaños feliz. Cuando compartió eso conmigo y me miró con aquellos ojos un poquillo lagrimosos por la edad, pero que rebosaban tanto amor y juventud, pude decir desde mi yo más interno. Tú eres Pedro, tu hoy eres para mi Cristo, verdaderamente Dios se ha quedado en Cuerpo y  en Espíritu entre nosotros y habita en el corazón del hombre. 
     Cuando me confieso, independiente de con que sacerdote lo haga, en ese momento de recogimiento y también de libertad, siempre puedo mirar y ver que tengo delante al Señor y que en el ministerio impuesto por Él, me encuentro con Dios  y mis pecados son perdonados. Sin embargo esa confesión ha sido muy especial, ha despertado en mi las ganas, el deseo de ser aquello para lo que he sido creada. De nuevo en mi cabeza resuena la frase de la Madre Teresa de Calcuta: La santidad es una obligación para mi y también para usted. 
Hemos sido creados para la Santidad, todos, sin excepciones. Pero no podemos dejar todo el trabajo a Dios. Él nos va a decir que es aquello que quiere de nosotros, aquello que espera. Y luego esperara a que actuemos, porque el que ama lo hace sin esperar ser amado, esa es la verdadera libertad.

     Algunos como Ignacio, como Javier, al sentirse amados, por encima de sus temores deciden avanzar hacia el Amor sin perder tiempo. Y hacen de su vida un SÍ continuo hacia Jesucristo. 


 CARMEN 63:

Están rotas mis ataduras,
    Re-            Mi
    pagadas mis deudas,
    Fa                
    mis puertas de par en par.
                       Mi
    ¡Me voy a todas partes¡
    Re-                         Mi
    Ellos, acurrucados en su rincón,
             Re-                            Mi
    siguen tejiendo el pálido lienzo de sus horas
    Fa        
    o vuelven a sentarse en el polvo,
                    Mi
    a contar sus monedas,
                  Fa      Mi   Fa         Mi
    y me llaman, y me llaman para que no siga.


    La-                       Mi-
A.  PERO YA MI ESPADA ESTÁ FORJADA,
    La-                    Mi-
    YA TENGO PUESTA MI ARMADURA,
    Sol                  Re
    YA MI CABALLO SE IMPACIENTA,
      La    Sol       Fa#
    Y YO GANARE MI REINO,
      Si-   Sol       Fa#
    Y YO GANARE MI REINO,
     Re         La    Re        La 
    GANARE MI REINO, GANARE MI REINO.
     Mi                La
    ¡ME VOY A TODAS PARTES!

miércoles, 12 de septiembre de 2012

15 AÑOS DESPUÉS.

    

      Volvía de la M.J.M. de París. Cansada pero aliviada de haber encontrado respuesta a mi pregunta. Paramos en Zaragoza, en el Pilar, yo no había estado nunca. Quizá por eso recibí con alegría el comentario que uno de los catequistas nos hizo en el bus, mientras este paraba en la calle que separa el Ebro de la Basílica del Pilar. Nos dijo que no olvidásemos a los que visitábamos por primera vez a la Pilarica pedirle los tres deseos, que según la leyenda popular concede a todo peregrino que va por primera vez.
Aquello era un estambre de juventud, no cabía un alfiler de jóvenes que como nosotros aprovechaban el paso de regreso a sus ciudades para hacer la visita. Entre el barullo y la multitud me haye dentro y la vi, recuerdo que me emocioné al verla tan pequeñita y le pedí tres cosas.
  1. Que mis padres nunca se separasen y mi familia estuviese siempre unida. Por aquella época mis padres tenían muchas diferencias y ya no las ocultaban en mi presencia, cosa que a mi me preocupaba por mi falta de experiencia entonces en lo que es una relación bien cimentada de pareja.
  2. Que nunca me faltase el trabajo. Solo a alguien tan prepotente como a mi y con tan mala salud se le ocurriría pedir trabajo en vez de salud, pero así soy yo.
  3. Que puesto que su Hijo me había concedido entender en aquel encuentro que mi vocación era la del matrimonio, Ella me ayudase a encontrar un buen hombre por quien perdiera la cabeza y le amara hasta tal punto que pudiese olvidarme de mi misma. Hasta entonces ninguno de los hombres con quienes me había relacionado me habían hecho sentir algo como para que yo le pusiera por delante de mi.
     Un año después conocí a Pepe. Al principio pensé que me había vuelto loca. Porque él no me correspondía y yo utilice todas mis armas de mujer por conseguir que se enamorase de mi. Cuando no pude seguir, pedí a Dios con todas mis fuerzas que me concediera su amor y cuando comprendí que no podía obligar a Dios a hacer mi voluntad, volví a pedir con todas mis fuerzas olvidarme de él. (Seguía queriendo imponer mi voluntad) Me costó dos largos años de frustración y muchas lagrimas entenderlo, porque incluso llegue a pensar que me había obsesionado con esa historia. No comprendí que era mi cruz del momento hasta que no me vi en el suelo con ella aplastándome. Entonces pedí a Dios que me ayudase a entender y ha aceptar su voluntad y a penas unas semanas más tarde Pepe se me declaraba sin que yo hubiese tenido que hacer nada más.

     Cuando el viernes el autobús paraba en el mismo lugar de entonces, fui yo la que alcé la voz y anuncié lo de los tres deseos de la Pilarica. Y algo más, que si la Virgen te lo concedia no olvidasen la próxima vez que visitaran a la Pilarica agradecerlo.
     Casualidad... 
     No, ya sabes que yo no creo en la casualidad.
     No tenia intención de viajar, ni posibilidades de tener este año vacaciones, pero allí estaba. Quince años después, en el décimo aniversario de bodas. Con mi madre, que aún sigue al lado de mi viejo, aunque este sea un cascarrabias y ella tan suya que no deja pasar una. 
     Enferma, porque fui tan estúpida en su momento de interponer el trabajo que para mi era sinónimo de poder, de independencia, de ser. Pero he de decir que hasta que Dios no tuvo la Gracia de concederme comprender que no está la vida en mi prepotencia y en la estabilidad de tener un trabajo, nunca  me ha faltado y desde que Pepe y yo somos uno, tampoco. por muy mal que haya ido la economía en casa, siempre uno de los dos ha tenido un puesto de trabajo. 
     Y estaba allí, frente a Ella, con la experiencia que la vida y Dios me ha permitido tener. Dando gracias por el hombre que ha puesto en mi camino y porque como pedí en su día, hoy sigo como una loca enamorada de Pepe. Si algo me dio siempre miedo del matrimonio, era que la rutina de muchos días acabaran con mi forma de amar o de sentir. Mire a Pepe y el estomago se me alborotó en mariposas. Y un GRACIAS  muy grande me inundó al mirar a la Pilarica y ver los frutos de ese amor. Allí estaban mis dos retoños, mis hijos, los frutos de la promesa que Dios dio al hombre y que hoy nos estamos encargando de estropear con tanta planificación y alborto.(Gracias Padre mio por el don de la vida en mi matrimonio) Todo lo que sentí fue gratitud. pero hay no queda la cosa...
   Como nada pasa por casualidad hace unos días que Pepe se quedó en el paro. Y como hubo esos problemillas con los compañeros, me temía que hablasen mal al jefe hasta tal punto que no volvieran a llamar a Pepe para trabajar. Pues pisábamos el umbral de la calle al salir y llamaron a Pepe por teléfono. Era otro compañero, no de los que compartían piso, que le llamaba diciéndole que si quería compartir piso con él y con otro y que tenían que estar en las Islas de Gran Canaria la próxima semana. 
     Puede una persona después de tantas señales tener dudas. Yo si. Esas que en cada revés me asaltan y a las que mi ángel en tantas ocasiones me previene de no entrar al trapo.
     Aún no había llegado a mi destino de peregrinaje y ya me sentía a rebosar de bendición y dar gracias a Dios por todo lo bueno que me da. Esta escapada ha sido como un poder volver atrás en el tiempo y ver desde allí el futuro que hoy es presente. Cuantas cosas ha hecho el Señor por mi, y todas buenas, tantas que no he sido capaz ni de advertir. 
     Gracias Padre Santo por darme a María como Madre, por darte en Ella, por amarme hasta la cruz de mis pecados y de mi testaruda forma de ser.

martes, 11 de septiembre de 2012

DE NUEVO EN LA BLOGOSFERA.


He vuelto, gracias a Dios.

Han sido pocos días pero intensos. Ni todo el verano en las Islas Caimán me habrían sentado mejor.

     Cuando hace un par de meses, José un señor que dedica horas de su tiempo a la atención de la oficina del Ave María, me ofreció el viaje que tenía programado para peregrinar al Castillo de San Fco. Javier (Navarra) nunca imaginé lo que me esperaba.
     Ni tan siquiera objeté en la fecha que era. Entonces íbamos a la catedral de Sevilla con gente de la parroquia y me cogió por sorpresa pues no sabía que José se dedicaba ha hacer excursiones y viajes todos de ámbitos en torno a la religión. Cuando comenzó a ofrecernos a Chari (una hermana de comunidad) y a mi el viaje, me sucedió algo extraño. Al mencionar el lugar de peregrinaje, asaltó a mi cabeza la imagen de un pequeño cuadro de San Fco. Javier que colgaba en el salón de mi abuela Cayetana  sobre el dintel de la puerta que daba al patio. Nunca he sabido porque esa imagen me ha acompañado a lo largo de todos estos años, tampoco tenia ni idea de ello la tarde que sin pensar le dije a José que yo si iba a ir. Digo sin pensar porque yo ya no soy aquella muchacha independiente que fui y que tomaba decisiones sin consultar con nadie, que no tenia que tener en cuenta los cargos y responsabilidades que hoy como madre y esposa tengo. Yo era de esas locuelas que me apuntaba a un bombardeo si era de mi gusto y por un instante fui aquella y dí una respuesta que tendría que consultar luego con Pepe.
     Él no puso objeción, si no estaba en casa por esa fecha en su sitio vendría mi madre, pues concerté las cuatro plazas de autobús. Cuando Pepe se quedó parado hace unos días y volvió a casa, estaba muy contenta pues por fin se me concedía el hacer la peregrinación en familia, pero mi alegría fue mayor cuando llamé a José por teléfono y me confirmó que aún le quedaba alguna plaza, así que mi madre también ha podido ser participe.
     Hoy no puedo extenderme mucho en la entrada porque ando cortilla de tiempo. Estos días fuera, aunque pocos, ya saben las que son madres lo que se lía de ropa con los niños, encima la vuelta al cole también hoy. Uf...
    Aunque no quiero dejar de compartir todo lo que el Señor me ha regalado estos días, sin merecerlo. Porque creo que del mismo modo que han marcado un antes y un después en mi vida, también a ti que me lees el Señor te pueda decir algo, tal vez te sientas identificado a través de las cosas que yo he vivido. Y es que Dios se sirve de los más pobres para hablar y darse a conocer a veces. Yo ya sabe quien me conoce que soy un trasto y que si soy rica en algo es en soberbia y testarudez, se que por eso el Señor siente tanto amor por mi, Me ve tan ceporra, que sabe que si no se me da, si no le descubro a Él, nadie más me hará abrir los ojos y admitir que mi ego es mayor que mi trasero (y mira que hago bulto).


sábado, 8 de septiembre de 2012

FELIZ CUMPLEAÑOS MARÍA.


Tú eres esa
joya.
El signo que nos une y nos recuerda el compromiso que Dios tiene a través de tu Hijo con la humanidad.

martes, 4 de septiembre de 2012

ME VAS HA ESPERAR??



      Desde que mi "guerrero" está en casa, el ritmo de los días ha cambiado.Tenia tanta necesidad de tener a Pepe en casa, como los niños.Tantas, que no me preocupa ni que ahora está parado.(Se que Dios provee, si lo ha echo antes, ¿porque no ahora?) Aprovechamos las tardes de septiembre para jugar juntos en la piscina, y para hacer cosas en equipo. (También para relatar). No vayas a pensar que mi familia es una de esas idílicas que sacan por televisión. La gritona oficial soy yo y ya tengo las amígdalas como bolas de pim-pom.
     Tengo poco tiempo, en cuanto recupere el ritmo de nuevo estaré más aqui y en vuestros blog. También me ocurre que el blog de PECAS necesita más atención. Se que hay peques que esperan las actividades que preparo cada semana sobre el evangelio, y aunque disfruto con los míos montando entradas para ese blog, el tiempo es fundamental. Cuando ya recupere el ritmo y los niños entren al cole, y se acuesten antes, tendré más horas al final del día para escribir. Mientras, te pido un pelin de paciencia y te dejo con esta canción que es la banda sonora de mi casa 
Mi Lucy la pone en el equipo de música una y otra vez, no se como ya el aparato no salta solo cuando llega al final de la canción,je,.je. Y los dos "enanos" se ponen a bailar juntos, son momentos de esos de se te graban en las retinas del alma. De pronto hoy mientras los veía haciendo otra de sus múltiples coreografías, despues de haberla escuchado tantas veces, puse atención en la letra y pensé en ti, en l@s amig@s de la blogosfera... Y en lo que de algún modo se puede aplicar a la relación creada aquí en la red. 
    Así que mientras dispongo de más tiempo ¿que te parece si escuchamos la canción ?



He soñado tantas veces como seria mi vida contigo

y es que yo me siento como iluminado, enamorado
tú me quieres, yo te quiero
entonces por qué no estar juntos
caminemos de la mano, conquistaremos el mundo
tu y yo, el mundo, el mundo, para los dos
dime como te sientes.

He bailado bajo la lluvia
he sentido la luz del sol
he tenido la sensación de que me quieres
si invertí eso me ha hecho grande
si dónde ahora se quien soy
yo le entrego mi corazón
si aun lo quiere.

Oh oh oh oh oh... te voy a esperar
Oh oh oh oh oh... te voy a esperar.

Si no estas se detiene el tiempo
si no estas por siempre
te voy a esperar
si no estas se detiene el tiempo
te voy a esperar.

Oh oh oh oh oh... te voy a esperar
Oh oh oh oh oh... te voy a esperar.

No he dejado de crecer
nunca me he olvidado de soñar
y en el momento que te vi
descubrí la electricidad.

Be bailado bajo la lluvia
he sentido la luz del sol
he tenido la sensación de que me quieres
si invertí eso me ha hecho grande
si dónde ahora se quien soy
yo le entrego mi corazón
si aun lo quieres.

Oh oh oh oh oh... te voy a esperar
Oh oh oh oh oh... te voy a esperar.

Yo te esperaré
siempre aquí estaré
y a tu lado yo caminaré
lucharé, volaré
cumpliremos los sueños juntos
no no no no te vallas, ven regresa.

Te voy esperar
Oh oh oh oh oh... te voy a esperar
Oh oh oh oh oh... te voy a esperar
Oh oh oh oh oh... te voy a esperar
Oh oh oh oh oh... te voy a esperar.

lunes, 3 de septiembre de 2012

Jesús nos pone en guardia sobre la falsa religiosidad .

   Creo que comenzar la semana con las sabias palabras del sucesor de Pedro. Es de lo mejor que puede pasarnos, más si el Señor nos permite poder cumplirla compartiendo lo bueno que Él nos siembra en nuestro corazón con tanto amor y misericordia.

REFLEXIÓN DEL SANTO PADRE BENEDICTO XVI.
Queridos hermanos y hermanas:
En la Liturgia de la Palabra de este domingo emerge el tema de la Ley de Dios, de su mandamiento: un elemento esencial de la religión hebraica y también de la cristiana, donde encuentra su pleno cumplimiento en el amor (Cfr. Rm 13, 10). La Ley de Dios es su Palabra que guía al hombre en el camino de la vida, lo hace salir de la esclavitud del egoísmo y lo introduce en la «tierra» de la verdadera libertad y de la vida. Por esto en la Biblia la Ley no es vista como un peso, una limitación oprimente, sino como el don más precioso del Señor, el testimonio de su amor paterno, de su voluntad de estar cerca de su pueblo, de ser su Aliado y escribir con él una historia de amor. Así reza el pío israelita: « En tus preceptos tengo mis delicias, no olvido tu palabra. (…) Llévame por la senda de tus mandamientos, porque mi complacencia tengo en ella» (Sal 119, 16.35). 

En el Antiguo Testamento, aquel que en nombre de Dios transmite la Ley al pueblo es Moisés. Él, después del largo camino en el desierto, en el umbral de la tierra prometida, proclama: «Y ahora, Israel, escucha los preceptos y las normas que yo te enseño para que las pongas en práctica, a fin de que vivas y entres a tomar posesión de la tierra que te da el Señor, Dios de sus padres» (Dt 4, 1). 

Y he aquí el problema: cuando el pueblo se establece en la tierra, y es depositario de la Ley, se siente tentado a poner su seguridad y su alegría en algo que ya no es la Palabra del Señor: en los bienes, en el poder, en otras “divinidades” que, en realidad son vanas, son ídolos. Ciertamente, la Ley de Dios permanece, pero ya no es lo más importante, la regla de vida; se convierte más bien en un revestimiento, una cobertura, mientras la vida sigue otros caminos, otras reglas, intereses individuales y de grupo con frecuencia egoístas. Y así la religión pierde su sentido auténtico que es vivir en escucha de Dios para hacer su voluntad, y se reduce a práctica de usanzas secundarias, que satisfacen más bien la necesidad humana de sentirse bien con Dios. Éste es el grave riesgo de cada religión, que Jesús individuó en su tiempo, pero que también se puede verificar, lamentablemente, en la cristianidad. Por tanto, las palabras de Jesús en el Evangelio de hoy contra los escribas y los fariseos deben hacernos pensar también en nosotros. Jesús hace propias las palabras del profeta Isaías: «Este pueblo me honra con los labios, pero su corazón está lejos de mí. En vano me rinden culto, ya que enseñan doctrinas que son preceptos de hombres» (Mc 7, 6-7; Cfr. Is 29,13). Y después concluye: «Dejando el precepto de Dios, se aferran a la tradición de los hombres» (Mc 7, 8).

También el apóstol Santiago, en su Carta, advierte acerca del peligro de una falsa religiosidad. Él escribe a los cristianos: «Pongan por obra la Palabra y no se contenten sólo con oírla, engañándose a ustedes mismos» (Santiago 1, 22). Que la Virgen María, a quien ahora nos dirigimos en oración, nos ayude a escuchar con corazón abierto y sincero la Palabra de Dios, para que oriente nuestros pensamientos, nuestras elecciones y nuestras acciones, cada día. 

(Traducción: María Fernanda Bernasconi- RV).

FUENTE:http://es.radiovaticana.va/

sábado, 1 de septiembre de 2012

LLEGÓ SEPTIEMBRE...(Diario de una madre imperfecta.)

...Subieron los precios.


     Esta tarde venia el canal de noticias 24 horas. Una de las noticias era esta. La ya tan repetitiva y poco deseada por la mayoría del pueblo del aumento del IVA.

     Y llegamos al 21%.

     Mi hija Lucy (9 años) de pronto veo como levanta la cabeza del dibujo que colorea de las Monster High. Hago como que no me doy cuenta y la vigilo por el rabillo del ojo. Esta embobada mirando la noticia. En esos momentos salen unas imágenes de "la fabrica del dinero". Esas imágenes que todos en alguna ocasión al ver nos hemos dicho con irónico sarcasmo: ¿Donde venderán esas maquinas? La noticia termina y pasa a otra. Lucy no mira ya la pantalla, pero tampoco ha retornado a su tarea de colorear, sigo mirándola, está con ese ceño fruncido que tanto conozco.
     - ¿Nena que piensas? Le pregunto.
     Me mira con cara de mosqueo, ya se lo que va a decir, porque se parece mucho a mi a su edad y obviamente porque soy su madre y la conozco.
     - Mamá, lo que yo te digo siempre, ofu, es que en "tos laos" está todo el mundo hablando de la dichosa crisis. Que lió, yo lo que no entiendo mamá. Verás, es que yo no se porque pasan estas cosas. Mamá tú sabes, que la gente ya no tiene dinero ni para comer, ni para pagar las cosas y eso es muy injusto, vamos, yo, yo si vienen a echarme de mi casa, es que cojo un cuchillo y a ver quien entra por ...  Ella sigue con su retahíla de niña de 9 años indignada porque escucha muchas cosas de la crisis y las procesa con su cabeza de niña de 9 años. Yo en mi cabeza revivo lo sucedido con mi padre hace unos días que cuento en los comentarios de la entrada de hace dos. 

     De pronto dice: CON LO FÁCIL QUE SERIA QUITAR LA CRISIS. La miro como si realmente fuese a darme la solución y continua.
     - Mamá, ¿tú nos has visto esas maquinas que han salido, porque yo veo que hacen mucho dinero. Lo que yo digo es que los que mandan tenían que comprar más maquinas de esas y hacer más dinero (pone énfasis en las últimas palabras) mucho dinero y repartirlo , pero repartirlo bien mamá y así ya no habría pobres en el mundo, todos seriamos iguales, podríamos pagar casas y comida. 
    
   Intento imaginarme ese mundo de igualdades, de pequeña lo veía con tanta facilidad como seguro lo ve ahora mi hija, pero me es imposible. De pronto en mi cabeza veo mi futuro más próximo. Mi Pepe por fin vuelve a casa mañana, terminación de contrato, posiblemente no le vuelvan a llamar por el mismo tema que conté en esa entrada del enlace anterior. La alegría de tener mi guerrero de nuevo en casa, se empaña al pensar que no tiene cotización suficiente y que tendrá que reanudar de nuevo la ayuda familiar que está a pique de consumar. 
       Mi hija sigue dando soluciones al mundo hasta que me pide mi opinión. 

     Podría haberle explicado que eso no es posible, hablarle de la deuda externa o que por ejemplo en España hoy existen  dos 21%, el de la subida de los impuestos y el 21% de las hogares de familia que viven bajo el umbral de la pobreza.

     No, no lo hago, me limito a decirle que eso seria lo mejor que podría pasar a la crisis, como si se tratara de la vecina de al lado. Y le añado algo que no le gusta que le diga, porque es tan curiosa como su puñetera madre. 
     - Cariño cuando seas mayor entenderás cosas del mundo de los mayores que ahora no deben de preocuparte. Mientras has de tu mundo y con los que te rodean ese tan bonito y generoso que puedes ver. 

     - Bueno, pues vale, pero yo si creo que el mundo puede cambiar, lo que pasa es que los mayores no queréis cambiarlo.

     Y menuda bofetada que recibo sin manos, pues mientras ella me decía eso de cambiar el mundo. Yo pensaba en que ya no cobro nada y aún no me encuentro bien de salud para arrancar y buscar trabajo... 
     ...Y pensaba en como afrontar no este mes de septiembre, pero si el siguiente con 400€ ...
     ...Y también pensaba en que comienza el colegio y que el año pasado partió durante el curso unas gafas... 
     ...Y de pronto me encontré pensando en cuanta razón tenia una niña de nueve años al decir que las cosas no cambian porque los mayores no queremos...
      ...Y terminé desolada pensando, intentando averiguar en que etapa de mi vida deje de ser y pensar como mi hija y comencé a pensar solo en mi misma y en mi circulo más privado...
     
OLVIDABA RECORDAR QUE HOY TENEMOS EL ROSARIO BLOGUERO, JE,JE. menos mal que los niños me preguntan siempre lo de si es sábado para el rosario BLOGUERO, si no, no caeria en recordarlo.
 (que trasto soy, recordar lo que a mi se me olvida)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...